Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Lunes, 6 de diciembre de 2021

Robert Persons

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

Robert Persons (también, pero menos correcto, Parsons), jesuita, nació en Nether Stowey, Somerset, el 24 de junio de 1546; murió en Roma el 15 de abril de 1610.

Su Juventud

Sus padres eran de la clase de hombres libres (N. de la T.: yeoman: era una clase intermedia entre la nobleza y los trabajadores; podía ser un terrateniente, pero también un sirviente, un guardia, un alabardero, un asistente o un funcionario subordinado] (para la controversia sobre ellos, vea más abajo, "Memorias", págs. 36-47), pero varios de sus muchos hermanos alcanzaron buenos puestos. Gracias al párroco local, John Hayward (una vez monje en Taunton), Robert fue enviado a St. Mary's Hall, Oxford (1562). Después de graduarse con distinción se convirtió en becario y tutor en Balliol (1568); pero se vio obligado a dimitir (13 feb. 1574) en parte debido a sus fuertes inclinaciones católicas, en parte por disputas universitarias. En poco tiempo se fue al extranjero y fue reconciliado, probablemente por el padre William Good, S.J., y después de un año de viajes y estudios, se convirtió en jesuita en Roma (3 julio 1575).

Misión a Inglaterra (1579-1581)

En Roma sugirió la misión inglesa para la Compañía, y cuando los estudiantes del Colegio Inglés allí tuvieron dificultades con su primer rector, se esforzó por mantener la paz y propuso el "juramento de las misiones", idea que se adoptó y ahora está en boga en toda la Iglesia. Cuando se le confió el Colegio a los jesuitas, fue instalado temporalmente como rector (19 marzo 1579). El doctor Allen vino a Roma (10 oct. 1579) para completar los arreglos del colegio, ya tan bien comenzados, y a petición suya se decidió la misión jesuita a Inglaterra (dic. 1579).

El año de misión en Inglaterra (12 de junio de 1580 hasta finales de agosto de 1581) fue el más útil de la vida de Persons. Siempre en el puesto de peligro, logró evitar la captura, mientras organizaba medios de empresa misionera no solo para los jesuitas sino para todo el país. Los laicos y los sacerdotes seculares llevaron a cabo sus planes con entusiasmo incondicional y merecen un elogio incondicional por los resultados obtenidos. Persons no sólo predicó, confesó, organizó viajes misioneros y publicaciones, sino que también escribió libros y folletos, y estableció su "imprenta mágica" (Stephen Brinkley), que imprimió y publicó "Decem Rationes" de Campion, mientras que varios de sus propios libros, respuestas a los ataques de los protestantes, se daban a conocer a los pocos días del ataque. Teniendo en cuenta las pérdidas sufridas anteriormente por falta de valor y energía, sería imposible elogiar demasiado este trabajo pionero. Pero más tarde hubo que modificar los métodos misioneros: se trasladaron las prensas al exterior y se abandonaron los desafíos a la disputa. Aunque no fueron iniciados por Persons, posteriormente fueron aprobados por él. (Vea CONTRARREFORMA, VII, Inglaterra; SAN EDMUNDO CAMPION.)

Política (1582-1584)

Después de la captura de Campion (17 julio 1581) y la confiscación de la prensa (8 agosto), Persons se dirigió a Francia con la esperanza de hacer negocios con Allen, establecer una nueva imprenta y regresar. La imprenta se reanudó con George Flinton en Ruán, pero Persons nunca volvió a ver Inglaterra y se encontró en circunstancias completamente nuevas, lo que condujo a resultados nuevos y mucho menos deseables. Ahora vivía con el provincial francés Père Claude Matthieu, un defensor de la resistencia armada contra los hugonotes; y estaba necesariamente bajo la influencia del rey de España (Felipe II) y del duque de Guisa, luego líder de "La Sainte Ligue" y campeón de María Estuardo, la cual también había sufrido un gran cambio en su suerte. Esmé Stuart, Sieur d'Aubigny, creado duque de Lennox, el favorito del joven rey Jacobo, abrazó la causa de ella (7 marzo 1582). Ella nunca había tenido un aliado así, que en realidad controlaba los principales puertos de Escocia y disfrutaba de la total confianza del rey.

El padre William Crichton, S.J., un escocés entusiasta que acababa de ir a Edimburgo como misionero, se dejó llevar por la perspectiva y regresó de inmediato para presentar las ofertas de Lennox al duque de Guisa. Se convocó a Persons y Allen para pedirles consejo, y se celebró una reunión en París (18-24 de mayo), en la que participaron tanto ellos como el nuncio papal y el arzobispo de Glasgow. Todos estuvieron de acuerdo en que se debía pedir ayuda al rey de España y al Papa. Si no lo hacían, no había posibilidad de que Lennox mantuviera su posición por mucho tiempo, con Inglaterra y la Iglesia Establecida de Escocia (Kirk) aliados en su contra. El congreso decidió que Persons debería ir a Felipe II y Crichton al Papa Gregorio; y aunque los dos jesuitas objetaron, ya que tenían otras órdenes de sus superiores, el nuncio papal insistió y, por supuesto, prevaleció su autoridad.

Persons ahora emprendió dos viajes: a Felipe en España (junio-oct. 1582) y a Roma (sept. 1583). El Papa Gregorio aprobó plenamente los planes, pero el rey se negó a dar su consentimiento, sin embargo, con salvedades que llevaron a Allen y a Persons a esperar hasta principios de 1584, cuando Lennox había caído y las otras circunstancias favorables habían cesado. Mirando hacia atrás, ahora reconocemos cuán grande fue el error del Padre Persons; pero también es fácil ver que con la aprobación del Papa, de Allen y los otros líderes católicos ingleses que vivían en el extranjero, tenía muchas excusas. Ciertamente no contemplaba el sometimiento de su país, sino su liberación de una insoportable carga de persecución (vea también LA ARMADA ESPAÑOLA, IV, Cooperación Católica).

España (1588-1597)

Fue llamado a Roma en 1585, profesó allí (7 mayo 1587) y fue enviado a España a fines de 1588 para conciliar al rey Felipe II que estaba ofendido con el padre Acquaviva. Persons tuvo éxito, y luego aprovechó el favor real para fundar los seminarios de Valladolid, Sevilla y Madrid (1589, 1592, 1598) y las residencias de San-Lucar y de Lisbu (que se convirtió en colegio en 1622). Ya en 1582 había fundado una escuela en Eu, la primera escuela de niños católicos ingleses desde la Reforma; y ahora logró establecer en Colegio de San Omers |San Omers]] (1594) una institución más grande a la que fueron trasladados los muchachos de Eu y que, después de una larga y romántica historia, todavía prospera en Stonyhurst.

Mientras estuvo en Roma y España, Persons escribió varios documentos estatales aún existentes, que muestran que todavía estaba a favor de la intervención armada en nombre de los católicos ingleses, pero su política principal era esperar a la próxima sucesión, cuando esperaba que hubiera una variedad de demandantes, ya que una de las manías de Elizabeth era dejar la sucesión como una cuestión abierta. Persons pensaba que un sucesor católico y, de preferencia, la infanta (que era representante de la casa de Lancaster) tendría una buena oportunidad. Sobre este tema apareció en 1594, bajo el seudónimo de N. Dolman, la importante "Conferencia sobre la próxima sucesión". El autor fue en realidad Richard Verstegan (vea también, Record Office, "Dom. Eliz.", 252, n. 66, y Archivos Vaticanos , "Borghese", 448, ab. f. 339) pero tanto el cardenal Allen como Sir Francis Englefield habían ayudado y aprobado, mientras que Persons también había revisado el manuscrito y reescrito muchos pasajes.

El libro era un manifiesto de su partido y, aunque declinó la autoría, siempre defendió su principio, que era el derecho de participación del pueblo en el asentamiento de un gobernante, en contraposición a la teoría galicana del derecho divino de los reyes. (Véase ORIGEN DEL GOBIERNO, GALICANISMO.) Pero aunque la teoría de Persons es digna de elogio, su conclusión práctica (mencionada anteriormente) fue ilusoria. Debido a la impopularidad de España, el libro fue muy mal recibido y no pudo evitar efectivamente que se le atribuyera generalmente. Diez años antes (1584) se le había atribuido otra publicación política a favor de María Estuardo, ampliamente conocida como "Commonwealth de Leicester"; presumiblemente porque muy imprudentemente permitió que un hermano lego jesuita, Ralph Emerson, llevara el primer envío a Inglaterra, donde fueron confiscados. El verdadero autor fue probablemente Charles Arundel.

Los Apelantes (1598-1603)

El cardenal Allen murió en 1594 y después de su partida los católicos ingleses fueron juzgados por una serie de los disturbios más angustiosos, que se originaron en la miseria y el consiguiente descontento de los exiliados, y que afectaron gradualmente a los seminarios, al clero e incluso a los prisioneros católicos. Allen había gobernado por influencia personal y no dejó sucesor. El clero carecía de superior u organización. Persons regresó a Roma (abril 1597) para calmar los disturbios en el Colegio Inglés, en Roma |Colegio Inglés]] que nadie más pudo calmar. Tuvo un éxito inmediato y notable; y se habló de convertirlo en cardenal, pero como el Papa nunca tuvo la intención de hacerlo, es innecesario discutir lo que podría haber sucedido si hubiera recibido esa dignidad.

El cardenal Cayetano, el Protector, le ordenó ahora que elaborara un plan de gobierno para el resto del clero. Su primera idea fue establecer un arzobispo en Flandes y un obispo en Inglaterra, pero considerando la furia de la persecución, prefirió una jerarquía de sacerdotes. En Inglaterra se nombró un arcipreste con ayudantes (7 marzo 1598); en Flandes, España y Roma, "Prefectos de la Misión", mientras que el nuncio en Flandes sería el vicegerente del cardenal protector, con jurisdicción suprema. De hecho, se consideró más conveniente tratar directamente con el arcipreste, George Blackwell, quien, aunque era un buen erudito y un hombre amable, no tenía la habilidad y la experiencia necesarias para calmar las disputas que entonces se estaban librando, y sus esfuerzos pusieron a los querellantes contra sí mismo.

Se llevó una apelación contra él a Roma la cual se decidió a su favor (6 abril 1599); pero el padre Persons, que lo había defendido, entendió mal la naturaleza de la oposición y trató a los enviados apelantes como eruditos recalcitrantes, y Blackwell abusó de su victoria. Siguió una segunda apelación (nov. 1600) que fue respaldada por la publicación de muchos libros, algunos de los cuales contenían ataques escandalosos contra el Padre Personas, quien se defendió en dos publicaciones "A briefe Apologie" (St. Omers ?, 1601). ) y la "Manifestation" (1601). Los apelantes eran patrocinados por el embajador francés, el arcipreste por los españoles, y el debate se tornó muy acalorado; la pluma del Padre Persons estuvo muy ocupada todo el tiempo. Al final, Clemente VIII mantuvo la autoridad del arcipreste, pero justificó los motivos de la apelación, ordenó que seis de los apelantes fueran admitidos entre los ayudantes, canceló la instrucción que ordenaba al arcipreste buscar el consejo del superior jesuita en asuntos de gran importancia y prohibió todos los libros posteriores en ambos lados. Así, los apelantes ganaron la mayoría de los puntos, y un partido apoyado por Francia, pero hostil a Persons, se volvió influyente entre el clero inglés. (Vea también ARCIPRESTE, CONTROVERSIA DEL ARCIPRESTE).

Conclusión (1602 – 1610)

Persons permaneció hasta su muerte como rector del Colegio Inglés, pero estuvo a punto de perder ese puesto en 1604. El embajador francés le había dicho a Clemente VIII que Jacobo I quedaría gratamente impresionado si despedía al Padre Persons y así demostraría su independencia de los jesuitas. Sucedió que Persons estaba enfermo y tenía que ir a Nápoles (nov. 1604), tras lo cual el Papa le ordenó que no regresara. Pero Clemente murió el 3 de marzo de 1605 y su sucesor Paulo V revocó su política, que era impopular en Roma. Persons regresó a su puesto y disfrutó del pleno favor papal hasta su muerte.

La obra más importante del Padre Persons, su "Christian Directory" [originalmente llamado "The Book of Christian Exercise", y conocido como "The Book of Resolution" (Ruán, 1582), con innumerables ediciones y traducciones], había sido concebido durante su heroica misión a Inglaterra. Su edición de la "De Schismate Anglicano" de Sander (Roma, 1506) también tuvo amplia circulación. Sus últimas obras fueron controvertidas, escritas con maravilloso vigor, ironía, agudeza y una fácil comprensión de los temas más complejos; pero carecen de la profunda simpatía y el interés humano de sus libros misioneros.

El Padre Persons fue un hombre de grandes talentos, elocuente, influyente, celoso, espiritual, desinteresado, intrépido. Sin embargo, tenía algunos de los defectos de sus cualidades. Era magistral, a veces un defensor especial, y más como pionero o líder seccional que como Generalissimo. Aunque sus servicios en el campo misionero y en la educación del clero fueron invaluables, su participación en la política y en las disputas entre clérigos solo puede justificarse en ciertos aspectos.


Bibliografía: PERSONS, Memoirs (CATHOLIC RECORD SOCIETY), II, IV (Londres, 1906, 1907); MORE, Historia Provincia Anglicanæ (St. Omers, 1660); KNOX, Letters of Cardinal Allen (Londres, 1882); POLLEN, Politics of English Catholics in The Month (1902-04); KRETZSCHMAR, Invasionsprojecte der katholischen Mächte gegen England (Leipzig, 1892); MEYER, England und die katholische Kirche unter Elizabeth (Rome, 1911); BELLESHEIM, Cardinal Allen und die englische Seminare (Maguncia, 1885); DODD-TIERNEY, Church History of England (Londres, 1838); LAW, Appellant Controversy (CAMDEN SOCIETY, 1896, 1898); COUZARD, Une ambassade à Rome sous Henri IV (París, 1900?); LAFLEUR DE KERMAIGNANT, Christophe de Harlay, comte de Beaumont (París, 1895); OSSAT, Letters, env arias ediciones por AMELOT DE LA HOUSSAIE (Amsterdam, 1708); DÉGERT (Paris, 1894), TAMIREZ DE LARROQUE (París, 1872), etc.; DE FRESNE, Ambassades (París, 1635); SOMMERVOGEL Bibl. de la C. de J.; Biol. Dict. Eng. Cath.; Dict. Nat. Biog.

Fuente: Pollen, John Hungerford. "Robert Persons." The Catholic Encyclopedia. Vol. 11, págs. 729-731. New York: Robert Appleton Company, 1911. 5 oct. 2021 <http://www.newadvent.org/cathen/11729a.htm>.

Traducido por Luz María Hernández Medina