Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Sábado, 16 de febrero de 2019

Velo Humeral

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

Humeral es el nombre dado a un paño de forma rectangular de cerca de 8 pies de largo por 1 ½ pies de ancho. El " Cæremoniale Romanum (l. I, c. X, n. 5) requiere que sea de seda. Los bordes son generalmente flecos, mientras que una cruz, con el nombre " Jesús", o alguna otra representación adorna el centro. Los velos humerales para ser usados en los festivales son a menudo ricamente bordados. Para evitar demasiado rápido desgaste por el uso, llevan bolsillos o aletas (alas) también debajo de los bordes inferiores, hacia los extremos. Estos se utilizan en lugar del propio velo para contener el objeto que ha de ser cubierto por este. Las aletas (alas) no son aconsejables; pero no puede haber ninguna objeción seria a los bolsillos. El velo humeral se usa con el fin de cubrir la espalda y los hombros ---de ahí su nombre--- y sus dos extremos cuelgan en el frente. Para evitar su caída desde los hombros, se fija a través del pecho con broches o cintas unidas al borde. El velo humeral se utiliza:

En las procesiones del Santísimo Sacramento y en la bendición dada con el ostensorio, sólo se colocan las manos bajo el velo humeral; en otros casos, cubre el vaso sagrado que contiene la Hostia. En los casos mencionados en la tercera partida el velo humeral siempre debe ser de color blanco. No se prescribe ningún color específico en el caso del portador de la mitra, pero el velo usado por el subdiácono que lleva la patena debe ser del mismo color que las otras vestimentas. No hay velo humeral negro, debido a que en las Misas de Réquiem, así como el Viernes Santo, la patena permanece en el altar.

HISTORIA

Es imposible determinar cuándo fue la primera vez que el ritual romano prescribió el uso del velo humeral en las ocasiones mencionadas anteriormente en el (3). Probablemente fue hacia el final de la Edad Media; es en el " Ordo Rom. XV" (c. LXXVII) donde primero se alude a dicha costumbre. En muchos lugares fuera de Roma el velo humeral no fue adoptado para las funciones antes mencionadas hasta tiempos muy recientes. San Carlos Borromeo lo prescribió en Milán para las procesiones del Santísimo Sacramento y para llevar el Santo Viático a los enfermos. Su uso en la Misa mayor se remonta hasta al menos el siglo VIII, ya que fue mencionado, bajo el nombre de sindon, en el Ordo Romano más antiguo; indudablemente que se remonta a una antigüedad más remota. Pero en esos días no era el subdiácono quien sostenía la patena con él; este oficio era realizado por un acólito. Por otra parte, no sólo este acólito particular, sino todos los acólitos que tenían a su cargo los vasos sagrados usaban el velo humeral. El del portador de la patena se distinguía por una cruz. Uno puede encontrar una interesante reproducción de acólitos con alba y velo humeral (sindon) en una miniatura de un sacramental del siglo IX (reproducido en Braun, "Die Liturgische Gewandung", p. 62) en el seminario de Autun. En algún momento en el siglo XI se inauguró la costumbre de que la patena fuese llevada, ya no por un acólito, sino por el subdiácono; este fue especialmente el caso en Roma. El subdiácono entonces no usaba el velo humeral, sino que sostenía la patena con el palio (mappula, palla, sudario), el precursor de nuestro velo del cáliz, cuyos extremos se arrojaban sobre el hombro derecho. Así lo prescribe el "Ordo Rom. XIV" (c. LIII), y así se puede ver en varias reproducciones. El acólito continuó, incluso a fines de la Edad Media, usando un velo humeral (palliolum, sindon, mantellum) al llevar la patena, y la actual (1910) costumbre romana, según la cual el subdiácono viste el velo humeral cuando sostiene la patena, se originó a finales de la Edad Media. Fue lento en encontrar su camino hacia el uso fuera de Roma, y no fue adoptado en algunos países (Francia, Alemania) hasta el siglo XIX. El velo utilizado por el portador de la mitra se menciona tan temprano como en el " Ordo Rom. XIV" (c. XlVIII).


Bibliografía: BOCK, Geschichte der liturg. Gew nder des Mittelalters, III (Bonn, 1871); ROBINSON, Concerning three eucharistic veils of western use in Transactions of the St. Paul's Ecclesiological Society, VI (Londres, 1908)

Fuente: Braun, Joseph. "Humeral Veil." The Catholic Encyclopedia. Vol. 7. New York: Robert Appleton Company, 1910. 5 Nov. 2015 <http://www.newadvent.org/cathen/07542b.htm>.

Traducido por Luz María Hernández Medina