Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Sábado, 18 de septiembre de 2021

Diferencia entre revisiones de «Nunc Dimittis»

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar
 
 
Línea 1: Línea 1:
(El Cántico de Simeón).  
+
(El [[cántico]] de [[bendito Simeón|Simeón]]).
  
Se encuentra en el Evangelio de San Lucas (2, 29-32), es el último en la secuencia histórica de los tres grandes Cánticos del Nuevo Testamento, siendo los otros dos el Magnifica (Cántico de María) y el Benedictus (Cántico de Zacarías). Los tres son llamados, a modo de distinción, los “Cánticos evangélicos” (ver CÁNTICO). El título procede de las palabras iniciales en la versión latina o Vulgata, ("Nunc dimittis servum tuum, Domine" etc.). ("Ahora, Señor, puedes dejar que tu siervo se vaya” etc.). Las circunstancias en que Simeón pronuncia su canto de petición, acción de gracias y profecía son narradas por San Lucas (2, 21-35). (ver CANDELARIA). Las palabras que siguen a las arriba citadas, “en paz según tu palabra", se explican en el versículo 26: “Le había sido revelado por el Espíritu Santo que no vería la muerte antes de haber visto al Cristo del Señor." Breve como es el Cántico, abunda en alusiones al Antiguo Testamento. Así en los siguientes versículos, “porque han visto mis ojos tu salvación” alude a Isaías, 52, 10, citado más adelante por San Lucas (3, 6), “Y todos verán la salvación de Dios”. El versículo 31, “que has preparado a la vista de todos los pueblos concuerda con el salmista (97, 2); y el versículo 32, “luz para la iluminar a los gentiles y gloria de tu pueblo Israel”, recuerda a Isaías, 42, 6.
+
Se encuentra en el [[Evangelio según San Lucas]] (2,29-32), y es el último en la secuencia histórica de los tres grandes cánticos del [[Nuevo Testamento]], siendo los otros dos el [[Magnificat]] (cántico de [[María]]) y el [[Benedictus]] (cántico de Zacarías). Los tres son llamados, a modo de distinción, los “cánticos evangélicos” (vea [[cántico]]).  
  
El texto del Nunc Dimittis se incluye íntegro en la breve plegaria vespertina que se encuentra en las Constituciones Apostólicas (Libro VII, xlviii) (P.G., 1, 1057). En el Oficio Romano, el cántico se incluye en las Completas. Si San Benito no creó esta hora canónica, le dio su carácter litúrgico; pero sin embargo él no incluyó el Cántico, que se incorporó más adelante al más rico servicio de Completas del Rito Romano, donde estaba precedido del hermoso responsorio, “In manus tuas, Domine, commendo spiritum meum" (En tus manos, Señor, encomiendo mi espíritu) etc., con la Antífona que le sigue, “Salva nos, Domine, vigilantes, custodi nos dormientes" (Sálvanos, Señor, despiertos, protégenos mientras dormimos) etc., todo esto armonizando exquisitamente con el espíritu del Nunc Dimittis y con el carácter general de la Hora que cierra el Oficio. En la bendición de las candelas en la fiesta de la Purificación de la Santísima Virgen, el Cántico, naturalmente, tiene un carácter muy destacado tanto en su texto como en las referencias a Simeón en las oraciones que le preceden. Su último versículo, "Lumen ad revelationem" etc., compone la Antífona que no sólo precede y sigue al Cántico, sino que también precede a cada versículo de él y al Gloria Patri y al Sicut erat de la doxología final. El simbolismo del Cántico y de su Antífona está además subrayado por las candelas encendidas de la Candelaria. El Cántico completo también constituye el Tracto de la Misa de la fiesta, cuando el 2 de Febrero sigue a la Septuagésima.
+
El título procede de las palabras iniciales en la versión latina o [[Revisión de la Vulgata | Vulgata]], (''Nunc dimittis servum tuum, Domine'',  etc.). ("Ahora, Señor, puedes dejar que tu siervo se vaya”, etc.). Las circunstancias en que [[bendito Simeón|Simeón]] pronunció su canto de petición, acción de gracias y [[profecía]] son narradas por San Lucas (2, 21-35). (vea [[Candelaria]]). Las palabras que siguen a las arriba citadas, “en paz según tu palabra", se explican en el versículo 26: “Le había sido revelado por el [[Espíritu Santo]] que no vería la muerte antes de haber visto al [[Jesucristo|Cristo]] del Señor."  Aunque el cántico es breve, abunda en alusiones al [[Antiguo Testamento]]. Así en los siguientes versículos, “porque han visto mis ojos tu [[salvación]]” alude a [[Isaías]] 52,10, citado más adelante por San Lucas (3,6), “Y todos verán la salvación de [[Dios]]”. El versículo 31, “que has preparado a la vista de todos los pueblos” concuerda con el [[Salmos|salmista]] (98(97),2); y el versículo 32, “luz para iluminar a los [[gentiles]] y la [[gloria]] de tu pueblo [[israelitas|Israel]]”, recuerda a Is. 42,6.
 +
 +
El texto del Nunc Dimittis aparece completo en la breve [[oración]] vespertina que se encuentra en las [[Constituciones Apostólicas]] (Libro VII, XLVIII) (P.G., 1, 1057). En el [[Oficio Divino|Oficio]] romano, el cántico es asignado a [[completas]]. Si [[San Benito de Nursia | San Benito]] no creó esta [[horas canónicas|hora canónica]], le dio su carácter [[liturgia | litúrgico]]; pero sin embargo él no incluyó el cántico, que fue incorporado más adelante al más rico servicio de completas del [[rito romano]], donde está precedido del hermoso [[responsorio]], ''In manus tuas, Domine, commendo spiritum meum'' (En tus manos, Señor, encomiendo mi [[espíritu]]), etc., con la [[antífona]] que le sigue, ''Salva nos, Domine, vigilantes, custodi nos dormientes'' (Sálvanos, Señor, despiertos, protégenos mientras dormimos) etc., todo esto armonizando exquisitamente con el espíritu del Nunc Dimittis y con el carácter general de la hora del Oficio.
  
Para una explicación más completa del Nunc Dimittis, pueden consultarse (en inglés) los siguientes comentarios: CORNELIUS A LAPIDE, St. Luke's Gospel, tr. MOSSMAN (Londres, 1892), 113-116; MCEVILLY, An Exposition of the Gospel of St. Luke (Nueva York, 1888), 61, 62; BREEN, A Harmonized Exposition of the Four Gospels, I (Rochester, N.Y., 1899), 209-16; MARBACH, Carmina Scripturarum (Estrasburgo, 1907), 438-40 (da detalladas referencias del uso de sus versículos en la Misa y el Oficio); El Oficio de Completas, en latín e inglés, según el Rito Roamno, con la notación gregoriana completa (Roma, 1907); SQUIRE en GROVE, Dict. of Music and Musicians, da, i.v. Nunc Dimittis, una explicación de su uso en las Vísperas anglicanas; HUSENBETH, The Missal for the Use of the Laity (Londres, 1903), 562-66, para las oraciones y cánticos de la fiesta de la Purificación.  
+
En la [[bendición]] de las [[velas]] en la [[Fiesta de la Purificación de María]], el [[cántico]], por supuesto, recibe gran prominencia tanto en su texto como en las referencias a Simeón en las [[oración|oraciones]] que le preceden. Su último versículo, ''Lumen ad revelationem'' etc., compone la antífona que no sólo precede y sigue al cántico, sino que también precede a cada versículo de él y al ''Gloria Patri'' y al ''Sicut erat'' de la [[doxología]] final. El [[simbolismo]] del cántico y de su antífona está además subrayado por las velas encendidas de la [[Candelaria]]. El cántico completo también forma el tracto de la [[Sacrificio de la Misa|Misa]] de la [[fiestas eclesiásticas|fiesta]], cuando el 2 de febrero sigue a la [[septuagésima]].
  
H.T. HENRY
+
 
Transcrito by Michael T. Barrett
+
'''Bibliografía''':  Para una explicación más completa del Nunc Dimittis, pueden consultarse (en inglés) los siguientes comentarios: CORNELIUS A LAPIDE, St. Luke's Gospel, tr. MOSSMAN (Londres, 1892), 113-116; MCEVILLY, An Exposition of the Gospel of St. Luke (Nueva York, 1888), 61, 62; BREEN, A Harmonized Exposition of the Four Gospels, I (Rochester, N.Y., 1899), 209-16; MARBACH, Carmina Scripturarum (Estrasburgo, 1907), 438-40 (da detalladas referencias del uso de sus versículos en la Misa y el Oficio); El Oficio de completas, en latín e inglés, según el rito romano, con la notación gregoriana completa (Roma, 1907); SQUIRE en GROVE, Dict. of Music and Musicians, da, i.v. Nunc Dimittis, una explicación de su uso en las vísperas anglicanas; HUSENBETH, The Missal for the Use of the Laity (Londres, 1903), 562-66, para las oraciones y cánticos de la fiesta de la Purificación.
Dedicado al Dr. Wallace Long  y a los coros de la Willamette University
+
 
Traducido por Francisco Vázquez
+
'''Fuente:''' Henry, Hugh. "Nunc Dimittis." The Catholic Encyclopedia. Vol. 11. New York: Robert Appleton Company, 1911.  <http://www.newadvent.org/cathen/11159a.htm>.
 +
 
 +
Traducido por Francisco Vázquez.  rc

Última revisión de 21:02 17 oct 2010

(El cántico de Simeón).

Se encuentra en el Evangelio según San Lucas (2,29-32), y es el último en la secuencia histórica de los tres grandes cánticos del Nuevo Testamento, siendo los otros dos el Magnificat (cántico de María) y el Benedictus (cántico de Zacarías). Los tres son llamados, a modo de distinción, los “cánticos evangélicos” (vea cántico).

El título procede de las palabras iniciales en la versión latina o Vulgata, (Nunc dimittis servum tuum, Domine, etc.). ("Ahora, Señor, puedes dejar que tu siervo se vaya”, etc.). Las circunstancias en que Simeón pronunció su canto de petición, acción de gracias y profecía son narradas por San Lucas (2, 21-35). (vea Candelaria). Las palabras que siguen a las arriba citadas, “en paz según tu palabra", se explican en el versículo 26: “Le había sido revelado por el Espíritu Santo que no vería la muerte antes de haber visto al Cristo del Señor." Aunque el cántico es breve, abunda en alusiones al Antiguo Testamento. Así en los siguientes versículos, “porque han visto mis ojos tu salvación” alude a Isaías 52,10, citado más adelante por San Lucas (3,6), “Y todos verán la salvación de Dios”. El versículo 31, “que has preparado a la vista de todos los pueblos” concuerda con el salmista (98(97),2); y el versículo 32, “luz para iluminar a los gentiles y la gloria de tu pueblo Israel”, recuerda a Is. 42,6.

El texto del Nunc Dimittis aparece completo en la breve oración vespertina que se encuentra en las Constituciones Apostólicas (Libro VII, XLVIII) (P.G., 1, 1057). En el Oficio romano, el cántico es asignado a completas. Si San Benito no creó esta hora canónica, le dio su carácter litúrgico; pero sin embargo él no incluyó el cántico, que fue incorporado más adelante al más rico servicio de completas del rito romano, donde está precedido del hermoso responsorio, In manus tuas, Domine, commendo spiritum meum (En tus manos, Señor, encomiendo mi espíritu), etc., con la antífona que le sigue, Salva nos, Domine, vigilantes, custodi nos dormientes (Sálvanos, Señor, despiertos, protégenos mientras dormimos) etc., todo esto armonizando exquisitamente con el espíritu del Nunc Dimittis y con el carácter general de la hora del Oficio.

En la bendición de las velas en la Fiesta de la Purificación de María, el cántico, por supuesto, recibe gran prominencia tanto en su texto como en las referencias a Simeón en las oraciones que le preceden. Su último versículo, Lumen ad revelationem etc., compone la antífona que no sólo precede y sigue al cántico, sino que también precede a cada versículo de él y al Gloria Patri y al Sicut erat de la doxología final. El simbolismo del cántico y de su antífona está además subrayado por las velas encendidas de la Candelaria. El cántico completo también forma el tracto de la Misa de la fiesta, cuando el 2 de febrero sigue a la septuagésima.


Bibliografía: Para una explicación más completa del Nunc Dimittis, pueden consultarse (en inglés) los siguientes comentarios: CORNELIUS A LAPIDE, St. Luke's Gospel, tr. MOSSMAN (Londres, 1892), 113-116; MCEVILLY, An Exposition of the Gospel of St. Luke (Nueva York, 1888), 61, 62; BREEN, A Harmonized Exposition of the Four Gospels, I (Rochester, N.Y., 1899), 209-16; MARBACH, Carmina Scripturarum (Estrasburgo, 1907), 438-40 (da detalladas referencias del uso de sus versículos en la Misa y el Oficio); El Oficio de completas, en latín e inglés, según el rito romano, con la notación gregoriana completa (Roma, 1907); SQUIRE en GROVE, Dict. of Music and Musicians, da, i.v. Nunc Dimittis, una explicación de su uso en las vísperas anglicanas; HUSENBETH, The Missal for the Use of the Laity (Londres, 1903), 562-66, para las oraciones y cánticos de la fiesta de la Purificación.

Fuente: Henry, Hugh. "Nunc Dimittis." The Catholic Encyclopedia. Vol. 11. New York: Robert Appleton Company, 1911. <http://www.newadvent.org/cathen/11159a.htm>.

Traducido por Francisco Vázquez. rc