Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Domingo, 8 de diciembre de 2019

Hermanos Patricios

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

(También reconocidos como Hermanos de San Patricio) Esta hermandad fue fundada por el Reverendo, Dr. Daniel Delaney, Obispo de Kildare y Leighlin, en Tullow, en el condado de Carlow, Irlanda, en la festividad de la Purificación de la Santísima Virgen María, en 1808. Los propósitos de la orden fueron la educación de la juventud y la instrucción de los fieles en la Piedad Cristiana. La Irlanda católica, se encontraba emergiendo, para este entonces, del período de problemas provocados por las leyes penales.

Estas leyes no habían ciertamente favorecido que los padres procuraran una instrucción religiosa y educación de acuerdo a sus creencias, en relación con sus hijos. Como resultado no sólo los niños se habían quedado sin instrucción religiosa, sino que también los padres habían reforzado la ignorancia respecto a las doctrinas cristianas y sus prácticas. El Obispo Delaney puso un buen esfuerzo en la fundación de la hermandad de San Patricio en su Diócesis; se trataba de dar la educación de la cual la gente había sido privada.

Seleccionó para los propósitos de fundación de la hermandad, a siete de los mejores jóvenes instructores de la escuela de cristiandad de los domingos. Ellos fueron el núcleo inicial de la hermandad. Se estableció como una institución diocesana, primero por la instrucción del fundador, y luego de su sucesor el Dr. Doyle. En los años sucesivos, la hermandad tuvo otras ramas en otras diócesis irlandesas. Los hermanos fueron invitados incluso por otros obispos australianos y de India. Se establecieron fundaciones en Sydney, en donde los hermanos habían sido invitados por el Cardenal Morán; y en Madras, India. En este último lugar las actividades se iniciaron por requerimientos del Obispo Stephen Fennelly.

En 1885 los Hermanos realizaron la aplicación, para efectos de aprobación por parte de la Santa Sede; con ello tendrían ya una constitución oficial, un gobierno propio y establecerían un noviciado. La aprobación vaticana les fue concedida.

Luego de considerar las opiniones de los obispos, en cuyas diócesis estaban trabajando los hermanos, el Papa León XIII aprobó la congregación por cinco años, según lo da a conocer un registro de fecha 6 de enero de 1888, y el 8 de septiembre de 1893 se obtuvo un decreto final de confirmación. Mediante este último documento se les permitía a los Hermanos la constitución de su Hermandad, el establecimiento de sus normas y reglas, así como el cumplimiento de sus deberes en India y Australia; podían impartir la “Benedictino” apostólica. Un superior gobernaría desde entonces, las diferentes casas que estaban más bien desligadas.

Las asambleas de las comunidades se establecerían cada seis años. Como resultado de estos logros legales, oficiales, los Hermanos podían extender su institución en Irlanda, abrir nuevos colegios, escuelas, orfanatos en los países antes señalados. La cobertura de su trabajo, que incluye la educación primaria, intermedia y universitaria, se ha extendido en años recientes.

La Hermandad ha apoyado el trabajo científico y técnico. Su trabajo en los orfanatos ha permitido que muchos niños hayan podido encontrar un lugar útil en sus comunidades, y ascender en la escala social. Sus colegios y escuelas cuentan con equipo que posibilita que los estudiantes puedan llegar a desarrollar una posición responsable en la vida. Los colegios de los afiliados en la India están afiliados a las universidades de Allahabad y Calcuta, en las cuales se han destacado los estudiantes.

En Australia, los estudiantes no reciben subsidio del gobierno, y aún así, han llegado a completar con éxito los niveles de planteles que sí cuentan con esa ayuda. Ello se demuestra en la cobertura de posiciones en el servicio civil. Con ocasión del centenario de 1908, su Santidad el Papa Pío X, le concedió a la orden muchos favores e indulgencias. El Superior General de la Hermandad y sus asistentes residen en Tullow, Irlanda, donde también se encuentran casas de estudio y noviciado.

JEROME F. BYRNE Transcripción de Marcia L. Bellafiore Traducción al castellano de Giovanni E. Reyes