Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Sábado, 20 de abril de 2019

El Escorial

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

Es un edificio extraordinario en España, situado en la ladera sureste de la Sierra de Guadarrama y a unas veintisiete millas (1) al noroeste de Madrid. Su verdadero nombre es Real Monasterio de San Lorenzo de El Escorial, siendo El Escorial el nombre de un pequeño pueblo en sus proximidades. El edificio incluye un monasterio, una basílica, el Panteón Real, un palacio pensado como residencia de verano y otoño para la Corte, un colegio, la Real Biblioteca, grandes muestras artísticas, etc., y, en España, es conocido como la octava maravilla del mundo. Su construcción empezó en 1563, por orden de Felipe II al arquitecto Juan Bautista de Toledo, ayudado por Lucas de Escalante y Pedro de Tolosa, con la intención de conmemorar la victoria española sobre los franceses en la batalla de San Quintín en 1557. Probablemente, otra razón era la obligación de Felipe II de construir un Panteón Real, según el testamento de Carlos V (2). El diseño de Juan Bautista de Toledo era ambicioso y excéntrico; estaba influenciado por los ideales del Renacimiento y utilizó el estilo dórico en sus formas más estrictas. De Toledo murió en 1567 y le sucedieron Juan de Herrera y Juan de Minjores. El diseño del edificio tiene la forma de una parrilla y se pensó así para recordar el destino de su santo Patrón, San Lorenzo, en cuya fiesta, 10 de Agosto, tuvo lugar la batalla de San Quintín. La basílica fue consagrada en 1586 y el Panteón en 1654. Carlos III (3) realizó algunos añadidos y el edificio en general fue restaurado durante el reinado de Fernando VII (4).

El monasterio de Escorial ha sufrido dos gravísimos incendios (5) y en 1807 fue saqueado por los franceses. Está construido con piedra de color claro semejante al granito, la mayor parte de él altamente pulido. La planta general es la de un paralelogramo con un perímetro de 3000 pies (6); su área, aproximadamente, es de unos 500.000 pies cuadrados (7). Hay cuatro fachadas, siendo la del lado Sur la más hermosa en su aspecto exterior. La del Oeste es la principal, con una longitud de 207 pies (8) y una altura de 72 pies (9); mientras que las torres que existen en sus dos extremos miden casi 200 pies de alto (10). La entrada principal está en el centro de esta fachada. La imagen de San Lorenzo, por Monegro, se yergue sobre la puerta de entrada. El vestíbulo o zaguán tiene una anchura aproximada de 80 pies (11) y conduce al Patio de los Reyes. A su derecha están la biblioteca, el refectorio y el convento. El colegio está a la izquierda. La basílica es la más hermosa de todas las edificaciones que se encuentran dentro de las paredes de El Escorial. Las altas torres (12) que flanquean su entrada, la inmensa cúpula con su imponente linterna superpuesta y la cruz (13), los arcos de su portal de entrada, atraen la atención de inmediato. La basílica está edificada tota ella en piedra, gigantesca en planta y austera en su simplicidad dórica. Pompeo Leoni diseñó y moldeó el metal de las estatuas que ornamentan la espléndida escena. Una sala detrás del antecoro es conocida como la librería del coro. Junto al lado Sur de la basílica se encuentra el Patio de los Evangelistas, un cuadrado de 166 pies (14) con un claustro a su alrededor de dos pisos en el estilo griego. Junto a él se encuentra el monasterio de San Lorenzo propiamente dicho. Tanto el monasterio como la basílica estuvieron a cargo de los monjes jerónimos hasta 1835; en 1885 los Agustinos se hicieron cargo. Los frailes agustinos también regentan el colegio, cuya edificación forma una parte muy importante de la gran estructura del conjunto. El 10 de Febrero de 1909 fue dañado ligeramente por un incendio. La pequeña habitación que ocupaba Felipe II durante la última parte de su vida y en la cual murió está junto al coro de la basílica. A través de una abertura en la pared podía asistir a la celebración de la Santa Misa mientras estaba enfermo (15). El espacio denominado Patio de los Mascarones figura ser el mango de la parrilla.

El Escorial es la casa del tesoro del arte y del conocimiento. El mundo civilizado de entonces fue registrado para equipar la biblioteca con los mejores libros y manuscritos. Grecia, Arabia y Palestina contribuyeron y su colección fue, en aquel momento, la mejor de Europa. Los documentos árabes son los más extraordinarios de los manuscritos. De la Inquisición recibió cerca de ciento cuarenta obras. Contiene 7000 grabados y 35.000 volúmenes, incluyendo 4627 manuscritos; entre los últimos, hay 1886 en árabe, 582 en griego y 73 en hebreo, además de 2086 en latín y en otras lenguas (cf. Camiri, Biblioteca arab.-hisp. Escur., Madrid, 1760-1770, 2 vols.). Entre el tesoro de sus manuscritos sobresalen una copia de los evangelios iluminada con oro sobre vitela (16) y el Apocalipsis de San Juan, ricamente ilustrado. También guarda una gran colección de música eclesiástica, incluyendo composiciones de los monjes del Valle, Torrijos y Córdoba, además de muchos de los trabajos musicales del Padre Antonio Soler. Los tapices más importantes de El Escorial están en el palacio; muchos de ellos fueron diseñados por Goya y Maella. La confección fue realizada, principalmente, en Madrid (17), pero los diseñados por Teniers se confeccionaron en Holanda. Desde 1837 los mejores cuadros de su gran colección de pinturas se trasladaron al museo en Madrid (18). Entre los artistas famosos cuyas obras estuvieron o aún están en El Escorial, destacan: Carducci, Jordán, Goya, Holbein, Pantoja, Reni, Ribera, Teniers, Tibaldo, Tintoretto, Ticiano, Velázquez, Zuccaro y Zurbarán.


CALVERT, The Escorial (London and New York, 1907); HAMLIN, History of Architecture (London and New York, 1904), 351; B. And F. BANNISTER, A History of Architecture (London and New York, 1905), 537, 539; SMITH, Architecture, Gothic and Renaissance (London), 232.

THOMAS H. POOLE Transcrito por Sidney K. Ohlhausen En honor de Felipe II de España

Traducción de Francisco Javier Revuelta

Aclaraciones del traductor: (1) 44 km (2) Padre de Felipe II. En el orden de sucesión española es Carlos I, en la de emperadores alemanes es Carlos V. (3) Cuarto rey de la dinastía Borbón que, en 1701, sucedió a la Casa de Austria. (4) Reinó al concluir la guerra de la Independencia española contra Francia (1808-1814) (5) El primero ocurrió el 7 de Junio de 1671 y solo se sofocó al cabo de quince días. (6) 736 metros. Las fachadas Norte y Sur miden, cada una, 207 metros. Las del Este y Oeste, a su vez, 161 metros cada una. Enciclopedia Católica /// Artículo: EL ESCORIAL, Monasterio de Pág. 3/3


(7) 65.000 metros cuadrados. (8) 207 metros. (9) 20 metros, (10) 55 metros. (11) 22 metros. (12) Con 72 metros de altura. La de la izquierda denominada de las campanas o del Colegio. La del reloj, la derecha. (13) Con 92 metros de altura total. (14) 46’50 metros de lado. (15) En realidad la citada abertura da al presbiterio del altar mayor. El coro está 50 metros antes, sobre la entrada principal a la basílica. (16) Piel de vaca o ternera, adobada y muy pulida, en particular la que sirve para pintar o escribir en ella(DRAE, 1ª acepción) (17) Real Fábrica de Tapices, creada por el Rey D. Felipe V el Animoso, primero de la dinastía Borbón; reinó de 1701 a 1746. (18) Museo del Prado.


Notas complementarias:

1ª ) El texto no describe el Panteón Real ni el de la Familia Real, uno de los motivos prioritarios de la construcción del monasterio. Tampoco describe las estancias ocupadas por Felipe II ni el Palacio Real de los Borbones.

2ª) Me extraña mucho, después de conocer profusamente este edificio, que el texto original diga que la piedra es parecida al granito y que está altamente pulida, cuando, en realidad, es granito y en ningún caso está pulida. Puede decirse, en realidad, que está perfectamente cortada y trabajada, pero nunca pulida.