Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Viernes, 22 de noviembre de 2019

Cayo Valerio Daja Maximiano

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

Fue Cesar de Siria y Egipto a partir del año 305, bajo el mandato de su tío Augusto Galerius. En el año 307, siguiendo el ejemplo de Constantino, asumió el título de Augusto.

Cuando murió Galerius en 311, el Cesar Licinius, se dispuso a sitiar las provincias de la región del cercano oriente. Maximinus se ganó la simpatía de la población debido a que eliminó algunos impuestos que amenazaban a las provincias; también tenía en su poder a la viuda de Galerius y a Valeria, hija de Diocletiano. Un acuerdo se logró alcanzar estableciendo los dominios del Mar Egeo y de territorios entre Europa y Asia, como fronteras de los dominios de los nuevos Cesares; legalmente, se llegaron a tener entonces tres emperadores.

Una de las consecuencias de estos acuerdos, fue que se abandonó el plan de Diocletiano en cuanto a ser gobernador del imperio. Maximinus, un fanático idólatra y tirano, continuó la persecución de los cristianos en su parte del imperio. Lo realizó con especial severidad y persistencia, aún cuando el cruel Galerius ya no existía. Además de medidas sanguinarias, que buscaban la supresión de la cristiandad, hizo intentos en cuanto a establecer tanto en las ciudades como en las áreas rurales, una organización similar a la de la Iglesia Cristiana.

A fin de fortalecer esta organización, el emperador hizo que los sacerdotes y magos, llegaran a tener el mismo rango que el de los gobernadores de provincias. Intentó también ganar renombre mediante una guerra contra los persas en Armenia. Su intención fue frustrada por la pestilencia y las malas cosechas (Eusebio). Cuando Constantino y Licinius publicaron el edicto de tolerancia hacia los cristianos en Milán en 312, se le pidió a Maximinus que promulgara también su decreto en la parte del imperio que le correspondía.

Maximinus hizo lo que se le requería dado que claramente vio que la medida apuntaba contra su política anticristiana. Maximinus envió sus tropas a la capital bizantina y la capturó de manera conjunta con Heraclea. Esta medida la realizó aprovechando que en el invierno de 312, las tropas galas de Constantino se retiraron de Italia y Licinius aún se encontraba en Milán. La toma de la capital bizantina tomó por sorpresa a Licinius, por tanto le ofreció un acuerdo a Maximinus. Este, considerando que tenía ante sí una victoria fácil, rechazó la propuesta.

Contrariamente a lo que era su expectativa, y a pesar de la superioridad que tenía por el número de sus tropas, fue derrotado cerca de Adrianople, el 30 de abril de 313. Esto le hizo huir precipitadamente a Nicomedia a fin de reagrupar a su ejército. Licinius le acosó incesantemente, publicó un edicto de tolerancia para los cristianos en Nicomedia. Con ello, Maximinus fue obligado a retirarse a Taurus, donde se atrincheró.

Quien antes los perseguía, trató de ganarse la buena voluntad de los cristianos, por medio de un decreto que emitió en función de la tolerancia. Pero su situación militar no tenía esperanza y fue hecho prisionero (313). Licinius exterminó a la familia joviana, asesinando a todos los parientes de Diocletiano, quien estaba en la corte de Maximin. Los edictos del derrocado emperador fueron cancelados y los decretos que favorecían a los cristianos en el Este, fueron ahora promulgados.

SCHILLER, Gesch. der römischen Kaiserzeit, II (Gotha, 1887).

KARL HOEBER Transcrito por Benjamin F. Hull Traducción al castellano de Giovanni E. Reyes