Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Jueves, 27 de enero de 2022

Andres de Wyntoun

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

Cronista escocés, nacido (según se sabe por la evidencia contenida en sus escritos) durante el reinado de David II, hacia mediados del siglo XIV. Se conjetura que fue pariente de Alan de Wyntoun, casado con la heredera de Seton y representado hoy día por el conde de Eglinton. Se ordenó canónigo regular en el priorato de San Andrés y antes de 1395 fue nombrado prior del antiguo monasterio de Lochleven, en Kinoss-schire, siendo esta una casa que permaneció sujeta a San Andrés durante más de cuatrocientos años (véase LOCHLEVEN). En su “Critical Essay” (1729), Innes destaca que el archivo notarial del priorato de San Andrés contiene varias actas e instrumentos públicos de Wyntoun en su calidad de prior de Lochleven, que abarcan de 1395 a 1413; no se tiene evidencia sobre cuánto tiempo permaneció en funciones después del último año ni sobre la fecha de su muerte. Por petición de Sir John de Wemyss (antepasado de los condes de Wemyss), a quien Wyntoun menciona como un amigo íntimo, fue que emprendió la “Orygynale Cronykil of Scotland”, cuyo título, según explicación del propio Wyntoun, se debe a que comienza con el principio de las cosas, es decir , la creación de los ángeles, y no a que proceda de su pluma. No se sabe cuánto tiempo tomó compilar el trabajo pero el hecho de referirse a Roberto, duque de Albany, como persona ya muerta demuestra que fue terminado después de septiembre de 1420. Al ocuparse de su parte final, el autor ya se considera un anciano, según se deduce del prólogo del noveno libro, y es probable que no viviera mucho luego de terminarlo. Las diferencias entre un manuscrito y otro demuestran que la obra se revisó y corrigió con frecuencia, seguramente por parte del propio Wyntoun.

No se imprimió la crónica sino hasta 1795, editada del manuscrito real del Museo Británico, con una valiosa introducción crítica de David Macpherson. Sin embargo, se omitió casi un tercio del original, restablecido por Laing en su edición de 1872, dentro de la serie “Historiadores de Escocia”. Laing describe los nueve manuscritos conocidos y desde entonces, la Scottish Text Society imprimió una nueva edición de los manuscritos Cotton y Wemyss, con las variaciones de los otros textos. Debe mencionarse que una parte importante de la crónica pertenece a un autor desconocido, quien la envió a Wyntoun para que la incorporara en su propia narración. Ambas partes están escritas en versos octosilábicos rimados, de fácil lectura, por lo cual su valor no es sólo histórico sino también poético. Andrew Lang acredita a Wyntoun “un rasgo del espíritu crítico que muestra en sus controversias con genealogías falsas”, pero Mackay es más elogioso al señalar que comprende la importancia de la cronología, la cual es maravillosamente exacta en lo que a fechas se refiere, considerando el tiempo en el que fue escrita. Así, el trabajo tiene un valor real como primer intento de historia científica de Escocia y no lo es menos en lo filológico, pues está escrito en escocés vernáculo y no en una lengua muerta (como ocurre con prácticamente todos los trabajos de coetáneos ilustrados). Como poeta, Wyntoun difícilmente merece un alto rango, y ciertamente no iguala a su antecesor Barbour, el padre de la poesía escocesa. El estilo de la narrativa, si bien rimada, es más bien prosaico, aunque algunas de las descripciones son vívidas y muestran un dejo del verdadero espíritu de la poesía.

Wyntoun's Oryginale Cronykil of Scotland, con notas, glosario, etc., ed. MACPHERSON (Londres, 1795); la misma, ed. LAING para The Historians of Scotland (Edimburgo, 1872); la misma, ed. AMOURS para Scottish Text Society (Edimburgo, 1902-1913); LANG, Hist. of Scotland, I (Edimburgo, 1900), 296; INNES, Critical Essay on the Ancient Inhabitants of Scotland, II (Londres, 1729), 622-627; MACKAY en Dict. Nat. Biog., s.v.; ANDERSON, The Scottish Nation, III (Edimburgo, 1868), 674, 75.

D.O. HUNTER-BLAIR

Transcrito por Thomas M. Barrett

Traducido por Gabriel E. Breña

Dedicado a la pobres almas del purgatorio