Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Domingo, 8 de diciembre de 2019

Seripando, Girolamo

De Enciclopedia Católica

Revisión de 17:29 20 dic 2006 por 83.59.43.93 (Discusión)

(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Saltar a: navegación, buscar

<spanstyle="color:#000066">

Teólogo italiano y cardenal nacido en Troja (Apulia), 6 mayo, 1493 y fallecido en Trento el 17 marzo, 1563. Noble de nacimiento y destinado por sus padres a la profesión de las leyes. Pero después de su muerte, a la edad de catorce años entró en la Orden de los Agustinos, en Viterbo, donde unió el estudio del hebreo y griego al de la filosofía y teología. Tras una corta estancia en Roma, llamado por su prior general, fue nombrado lector en Siena (1515), profesor de teología en Bolonia (1517) y vicario general (1532), cargo que desempeñó durante dos años con gran éxito. Ganó tal reputación por su elocuencia en las principales ciudades de Italia, que el emperador Carlos V asistía con frecuencia a sus sermones. Elegido superior general en 1539, cargo que ocupó por doce años con singular prudencia celo y piedad. Asistió (1546) a las lesiones del Concilio de Trento donde se distinguió por el celo por la pureza del texto de la Sagrada Escritura y por sus puntos de vista peculiares sobre el pecado original y la justificación. Paulo III lo envio como su legado ante el emperador y ante el rey de Francia, tras lo cual se le ofreció el obispado de Aquila. Seripando no sólo declinó esta dignidad, sino que hasta renunció al cargo de superior general (1551) y se retiró a un pequeño convento, de cuyo retiro fue llamado (1553) para una misión por la ciudad de Nápoles ante Carlos V. Una vez cumplida, fue nombrado obispo de Salerno. Demostró ser un pastor ferviente y eficiente. Unos pocos años después (1561) Pío IV le hizo cardinal y segundo legado de la Santa Sede en el concilio de Trento. Al morir el cardenal Gonzaga quedó como presidente primero del concilio. Seripando fue un escritor elegante y prolífico, un vigoroso polemista, más que orador. Las siguientes son sus principales obras publicadas: "Novae constitutiones ordinis S. Augustini" (Venecia, 1549); "Oratio in funere Caroli V imperatoris" (Napoles; 1559); "Prediche sopra il simbolo degli Apostoli, etc." (Veecia, 1567); "Commentarius in D. Pauli epistolas ad Galatas" (Venecia, 1569); "Commentaria in D. Pauli epistolas ad Romanos et ad Galatas" (Napoles, 1601); "De arte orandi" (Lyon, 1670); ELLIES DUPIN, Hist. de l'eglise (Paris, 1703); RAYNALD-MANSI Annal. eccl. (LUCCA, 1735-6); OSSINGER, Bibl. August. (Ingolstadt, 1768).

FRANCIS E. GIGOT.

Transcrito por Joseph E. O'Connor.

Traducido por Pedro Royo.