Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Lunes, 14 de octubre de 2019

Salmanticenses y Complutenses

De Enciclopedia Católica

Revisión de 17:16 15 nov 2008 por Perofe (Discusión | contribuciones) (Página nueva: <span style="color:#000066"> Estos nombres designan a los autores de los cursos de filosofía y teología escolástica y de teología moral publicados por los profesores del coleg...)

(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Saltar a: navegación, buscar


Estos nombres designan a los autores de los cursos de filosofía y teología escolástica y de teología moral publicados por los profesores del colegio filosófico de los carmelitas descalzos de Alcalá de Henares y del colegio teológico de Salamanca. Aunque pensados en primer lugar para la instrucción de los más jóvenes de la orden, estos colegios incorporados a las universidades de Alcalá (Complutum) y Salamanca abrieron sus clases a los de fuera. Durante el Medievo, los carmelitas, con algunas excepciones notables iban mano a mano con los dominicos en la enseñanza escolástica como escuelas contrarias a la franciscana y agustiniana. Pareció, pues natural que en el siglo dieciséis mantuvieran su vieja alianza contra loa jesuitas. De esta manera hicieron de su estricto seguimiento del tomismo su principio fundamental y lo llevaron a cabo probablemente con más consistencia que ningún otro comentador del periodo neoescolástico. Se conservan los nombres de algunos de los que contribuyeron, pero las obras no deben considerarse como los puntos de vista y expresiones de escoláticos individuales sino como expresión de la enseñanza oficial de la orden, porque ninguna cuestión se solucionaba sin ser antes sometida a la discusión de todo el colegio y en el caso de diferencias de opiniones, se decidía votando.

De esta manera se consiguió tal uniformidad y consistencia que se podía afirmar que no había ni una sola contradicción en ninguno de estos inmensos trabajos, aunque hubiera pasado casi un siglo entre las publicaciones del primero y la aparición de la última entrega.

Al principio los profesores se conformaban con escribir los quaterniones, algunos de los cuales aun se conservan. Pero a principios del siglo diecisiete se decidió la publicación de un curso completo. La “Logica”, escrita por Diego de Jesús (nacido en Granada en 1570 y muerto en Toledo en 1621) apareció Madrid en 1608 reescrita por Miguel de la SS. Trinidad (Granada 1588- Alcalá 1661) y que fue frecuentemente publicada en España, Francia y Alemania. Casi todos los demás tratados filosóficos fueron obra de Antonio de la Madre de Dios (Léon, 1588; m. 1640).

La obra completa fue totalmente reestructurada por Juan de la Anunciación (Oviedo, 1633; general de 1694 a 1700; m. 1701), que también añadió un suplemento. Apareció en Lyon en 1670 en cinco volúmenes en quarto bajo el título, "Collegii Complutensis Fr. Discalc. B. M. V. de Monte Carmeli Artium cursus ad breviorem formam collectus et novo ordine atque faciliori stylo dispositus". Tomaba el lugar de todas las ediciones previas y varios suplementos, tales como "Metaphysica in tres lib. distincta" (Paris, 1640) por el carmelita francés Blasius à Conceptione. Antonio de la Madre de Dios puso los cimientos de la parte dogmática de los Salmanticenses al publicar en 1630 dos volúmenes que contenían los tratados "De Deo uno", "De Trinitate", y "De angelis". Le sucedió Domingo de Sta. Teresa (La Alberca, 1600; Madrid, 1654), que escribió en 1647 "De ultimo fine", "De beatitudine, etc.", y "De peccatis". Juan de la Anunciación, ya mencionado, contribuyó con "De gracia", "De justificatione et merito", "De virtutibus theologicis", "De Incarnatione", "De sacramentis in communi", y "De Eucharistia". Dejó en manuscrito el volumen “De poenitentia". Fue revisado y continuado por Antonio de S. Juan-Bautista, que sin embargo no lo llevó a la imprenta, por morir en Salamanca en 1699. La obra fue completada por Alonso de los Ángeles (m.1724 y Francisco de Sta. Ana (m. en Salamanca 1707).Este último volumen, el nº 12, apareció en 1704.

A los Salmanticenses se las ha tenido en la más alta estima, particularmente en Roma donde eran considerados la obra estándar de la escolástica tomista. Una nueva edición en veinte volúmenes apareció en París en 1870 -83. Y un resumen (dos grandes volúmenes, en folio, para el uso de los estudiantes, publicada por Pablo de la Concepción, (general de 1724 a 1730, muerto en Granada 1734) En 1665 Francisco de Jesús-María (m. en 1677) comenzó la teología moral de los Salmanticenses, con tratados generales sobre los sacramentos en general y sobre el bautismo, confirmación y Eucaristía y extremaunción. La cuarta edición (Madrid 1709) fue revisada a fondo por los nuevos decretos de Inocencio XI y Alejandro II. Fue aumentada por una disquisición sobre la “Bula de la Cruzada” de José de Jesús-María,

Publicada por Antonio del SS. Sacramento. Andrés de la Madre de Dios (m. 1674) escribió "De sacramento ordinis et matrimonii" (Salamanca, 1668), "De censuris", "De justitia" y "De statu religioso", contadas las materias relacionadas. Sebastián de San Joaquín (m. 1714), autor de dos volúmenes sobre los Mandamientos murió antes de que su obra saliera de la prensa. De ahí que fuera publicada por Alonso de los Ángeles, que había dado los últimos toques al corso de Teologota Dogmática. S Alfonso de Ligorio estimaba la teología moral de los Salmanticenses; casi siempre les cita y sigue sus ideas aunque en raras ocasiones los encuentra algo contemporizadores. Lehmkuhl se queja de que no siempre son exactos en sus citas.

Fuentes

HENRICUS A SS. SACRAMENTO, Collectio scrip. ord. Carmel. excalc. (Savona, 1884), passim; HURTER, Nomenclator.


Zimmerman, Benendict. (1912).

Transcrito por Joseph E. O'Connor.

Traducido por Pedro Royo