Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Domingo, 21 de julio de 2019

Baldwin

De Enciclopedia Católica

Revisión de 11:47 27 sep 2010 por Perofe (Discusión | contribuciones) (Página creada con ' Arzobispo de Tréveris y Elector del Sacro Romano Imperio (1285-1354), pertenecía a la noble familia de los condes de Luxemburgo o Lutzelburg, y era hermano del emperador Enr…')

(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Saltar a: navegación, buscar

Arzobispo de Tréveris y Elector del Sacro Romano Imperio (1285-1354), pertenecía a la noble familia de los condes de Luxemburgo o Lutzelburg, y era hermano del emperador Enrique VII. Cuando tenía tres años, su padre, el conde Enrique III, murió en una batalla. Su medre, Beatrix de Avesnes, y su hermano, el futuro emperador, se encargaron de su educación. Debido a su excepcional talento, fue enviado muy joven a la universidad de París, donde, ayudado por tutores privados recibió una educación completa. En 1305, cuando el arzobispo de Maguncia murió, Enrique quiso conseguir la sede episcopal y el electorado para su hermano y envió a su antiguo médico, Peter Aichspalter, entonces obispo de Basilea, como promotor de su hermano Balduino. Sin embargo, el papa Clemente V rehusó confiar la sede arzobispal más importante de Alemania a un joven de diecinueve años. Cuando Aichspalter, poco después curó al papa de una severa enfermedad, éste le nombró arzobispo de Maguncia, con la condición, al parecer, de que Balduino habría de suceder al anciano arzobispo Diether de Tréveris. Así que cuando éste murió en 1307, Balduino le sucedió como arzobispo y Elector de Tréveris. Fue consagrado el 11 de marzo de 1308 en Poitiers por el mismísimo papa y tomó posesión de su arzobispado el 2 de junio de mismo año. Con sólo veintidós años, Balduino tenía muchas cualidades que le hacían apto para el triple oficio de obispo, príncipe y elector. Sin requerir impuestos especiales, pagó en poco tiempo las muchas deudas en las que había incurrido su predecesor y sin ningún temor afirmó sus derechos de soberanía sobre las reticentes autoridades municipales de Tréveris.

Poco después de su consagración como arzobispo, el emperador Alberto fue asesinado (mayo de 1304) y Balduino, actuando con el arzobispo Aichspalter de Maguncia se impuso a los otros electores para conceder la corona imperial a Enrique de Luxemburgo. Durante el corto reinado de Enrique VII (1309-13) Balduino fue el consejero más influyente de su hermano y le acompañó en sus expediciones a través del todo el imperio y a Roma. Tras la muerte de Enrique quería como emperador a su sobrino, el rey Juan de Bohemia, que solo tenía 18 años. Pero al ver la inutilidad de sus esfuerzos en ganar a los otros electores para Juan y temiendo que fuera elegido Federico de Austria, hostil a la casa de Luxemburgo, Balduino urgió la elección de Luis el Bávaro. Pero todos sus esfuerzos fracasaron y el resultado fue una elección doble. Durante la guerra civil de ocho años que siguió, luchó al lado de Luis el Bávaro y contribuyó de FOME importante al éxito final de la misma.

En el conflicto entre Luis y el papa Juan XXII, igualmente desastroso para la Iglesia y para el Imperio, Balduino se puso también de parte de Luis y por ello no recibió la aprobación papal cuando el Capítulo de la catedral de Maguncia lo postuló como sucesor de Aichspalter (m. el 5 de junio de 1320). Al morir Matías en 1328, a quien al papa había nombrado arzobispo de Maguncia, como sucesor de Aichspalter, el Capitulo de la catedral postuló de nuevo a Balduino, que tomó posesión de la archidiócesis y la administró durante nueve años (1328-37) a pesar de las protestas del papa que había nombrado a Enrique Virneburg para el puesto. El 16 de julio de 1338 tomó parte importante en la reunión de los electores imperiales en Rense, cerca de Coblenza, donde protestaron contra toda interferencia papal en la elección de los emperadores y decidieron que el emperador elegido por ellos pudiera ejercer su autoridad imperial sin aprobación del papa. Cuando Clemente VI renovó la excomunión de Luis del Bávaro y se tenía la esperanza de que Varlo9s IV, sobrino nieto de Balduino, recibiera la corona imperial, Balduino fue abandonado por el Bávaro y en una reunión en Rense ( 11 de julio de 1346) se impuso sobre los otros electores y declararon a Luis depuesto, eligiendo A Carlos IV como emperador . Balduino le coronó en Aquisgrán el 26 de julio de 1349.

En su propia diócesis, Balduino luchó con éxito contra los barones bandoleros que por entonces infestaban Europa. Destruyó sus refugios y los obligó a someterse a las leyes o abandonar su dominio. Promovió el comercio construyendo un puente sobre el Mosela en Coblenza. Construyó numerosas iglesias en distintos lugares y en los sínodos que convocó se aprobaron muchas leyes generales.

Pero Balduino el obispo, empequeñece ante el Balduino soldado y estadista. Durante 46 años de su gobierno (1308-54) los destinos del imperio germánico fueron en gran manera dirigidos por las poderosas manos de este príncipe – prelado. Astuto diplomático y valiente soldado, pero sobre todo, miembro de la casa de Luxemburgo cuyo engrandecimiento inspiraba su actividad política.

Los papas de Aviñón Juan XXII y Clemente VI pueden haber incurrido en injustas exigencias respecto al trono imperial, pero no hay justificación para su postura al lado de Luis el Bávaro cuando el emperador fue merecidamente excomulgado. Puede haber circunstancias paliativas de su administración de la diócesis de Maguncia oponiéndose a los mandatos del papa, pero como súbdito del papa debiera haberse sometido.

Fue autor del llamado "Balduineum", una colección de documentos sobre las posesiones y privilegios de Tréveris, así como de una serie de descripciones sobre la expedición de Enrique a Roma, que se volvieron a publicar en Berlín en 1881. Sus restos descansan en la catedral de Tréveris

MICHAEL OTT

Traducido por Pedro Royo