Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Martes, 18 de diciembre de 2018

Tommaso Maria Zigliara

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar
Zigliara crd.jpg
Cardenal, teólogo y filósofo; nació en Bonifacio, un pueblo costero de Córcega, hacia fines de octubre de 1833, y recibió el nombre de Francesco en el bautismo; murió en Roma el 11 de mayo de 1893. Realizó sus primeros estudios clásicos en su pueblo natal bajo la enseñanza del maestro jesuita, padre Aloysius Piras. A la edad de dieciocho fue aceptado a la Orden de Predicadores en Roma, y en 1852 hizo su profesión religiosa. Desde el principio Zigliara fue un estudiante de brillantez poco común. Estudió filosofía en Roma y teología en Perugia donde, el 17 de mayo de 1856, fue ordenado por el cardenal Joachim Pecci, luego arzobispo de Perugia. Poco después el joven sacerdote fue nombrado para enseñar filosofía, primero en Roma, luego en Corbara en su nativa Córcega, y luego en el seminario diocesano en Viterbo, donde fue al mismo tiempo maestro de novicios en el vecino convento de Gradi.
Summa Philosophica
Cuando concluyó su trabajo en Viterbo, fue llamado a Roma, de nuevo nombrado maestro de novicios, e inmediatamente nombrado retente, o profesor líder, del colegio Minerva. Antes de asumir este último deber, fue elevado a la dignidad de maestro en teología sagrada.
Watermark2.jpg
Cuando en 1873 el gobierno italiano forzó a su comunidad a renunciar al convento de Minerva, Zigliara, con otros profesores y estudiantes, se refugiaron con los Padres del Espíritu Santo, quienes estaban a cargo del Colegio Francés en Roma. Continuaron aquí sus clases hasta que consiguieron una casa cerca de Minerva. La fama de Zigliara ahora se extendió por Roma y otros lugares. Obispos franceses, italianos, alemanes, ingleses y americanos estaban ávidos de colocar algunos de sus estudiantes y profesores jóvenes más promisorios bajo su enseñanza. Entre el cardenal Pecci, arzobispo de Perugia, y Zigliara había existido siempre la más cercana amistad, y cuando el primero se convirtió en Papa como León XIII, en su primer consistorio (1879) nombró cardenal a Zigliara. Éste fue nombrado primero entre los cardenales-diáconos, luego se convirtió en cardenal-sacerdote y en 1893 fue nombrado obispo de Frascati una de las siete sedes suburbanas; pero nunca recibió la consagración episcopal debido a una enfermedad que acabó con su vida.

Fue miembro de siete Congregaciones Romanas, además fue prefecto de la Congregación de Estudios y co-presidente de la Academia de Santo Tomás de Aquino. Fue un hombre de profunda piedad y devoción, y un estudiante incansable hasta el final de sus días. En adición a sus muchos deberes como cardenal, se le encomendó la superintendencia de la edición leonina de las obras de Santo Tomás, cuyo primer volumen contiene su propio comentario. También halló tiempo para publicar su "Propaedeutica ad Sacram Theologiam" y para escribir una extensa obra sobre los Sacramentos, del cual sólo los fragmentos sobre el bautismo y la penitencia recibieron revisión final póstuma. Sin embargo, la más importante de las obras de Zigliara es su "Summa Philosophica", que goza de circulación mundial. Por muchos años ha sido el libro de texto en gran número de seminarios y colegios de Europa, Canadá y América; y a fines del siglo XIX fue adoptado como el libro de texto para el examen filosófico en la Universidad Nacional de Irlanda.

Sus otras obras son: Osservazioni su alcune interpretazioni di G.C. Ubaghs sull' ideologia di San Tommaso d'Aquino" (Viterbo, 1870); "Della luce intellettuale e dell' ontologismo secondo la dottrina di S. Bonaventura e Tommaso d'Aquino" (2 vols., Roma, 1874); "De mente Concilii Vienensis in definiendo dogmate unionis animae humanae cum corpore" (1878); "Commentaria S. Thomae in Aristotelis libros Peri Hermeneias et Posteriorum analyticorum", in fol. vol. I new edit. "Opp. S. Thomae": (Roma, 1882); "Saggio sui principi del tradizionalismo"; "Dimittatur e la spiegazione datane dalla S. Congregazione dell' Indice".

Por su enseñanza y a través de sus escritos vemos que fue uno de los principales instrumentos, bajo el gobierno de León XIII, para revivir y propagar la filosofía tomista a través de toda la Iglesia. En su propia orden y en algunas universidades y seminarios, nunca se ha interrumpido la enseñanza de Santo Tomas, pero se le reservó a Zigliara darle un ímpetu especial al movimiento que ha hecho de la filosofía tomista y la teología predominantes en el mundo católico.


Bibliografía: Acta capituli generalis ord. Praed. abulae celebrati (1895); WALSH in Rosary Magazine, VII (1895); PERRIER, Revival of Scholastic Philosophy (Nueva York, 1909), 164-5; TURNER, Hist. of Phil. (Nueva York, 1903), 643.

Fuente: Callan, Charles. "Tommaso Maria Zigliara." The Catholic Encyclopedia. Vol. 15. New York: Robert Appleton Company, 1912. <http://www.newadvent.org/cathen/15759a.htm>.

Traducido por Luz María Hernández Medina.

Selección de imágenes: José Gálvez Krüger