Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Martes, 24 de octubre de 2017

Angora

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

Diócesis de rito armenio en Asia Menor (Turquía asiática). Los europeos le llaman ahora Angora, y los turcos, Enguru, antigua capital de Galacia, en Asia Menor, que fue conocida por los griegos y romanos como Ancira. Midas fue su fundador legendario, y fue testigo de la marcha triunfal de Alejandro El Grande. Perdió temporalmente su libertad bajo el mandato del rey seléucida Antíoco III (222-186 a.C.). Fue la capital de los reyes gálatas Dejotaro y Amintas. Cuando este último murió (25 a.C) se convirtió en ciudad romana y fue muy floreciente bajo Augusto. Los bizantinos perdieron la ciudad a manos de los persas en 619 d.C.; luego fue asolada a menudo por los árabes, quienes a su vez fueron desposeídos por los seléucidas de Konia. Aunque fueron capturados por los cruzados, su posesión fue por largo tiempo disputada por los musulmanes y finalmente cayó en manos del Sultán Mourad en 1362. Desde entonces ha permanecido bajo el poder de los turcos otomanos, con la excepción de algunos años luego de la batalla del 2 de julio de 1402, en la cual el Sultán Bajazet murió a manos de Timour Leng y sus mongoles, y seis meses en 833 cuando Ibrahim Pasha, el hijo de Khedive Mehemet-Ali dirigió las tropas egipcias tan lejos como el Bósforo.


Aunque la ciudad principal del distrito del mismo nombre, la moderna Angora no nos recuerda la gloria de la antigua Ancira, sin embargo, se puede observar muchas inscripciones, ruinas de muchos monumentos romanos, entre ellos el famoso templo de Roma y Augusto, en cuyos muros está escrito en mármol el testamento de Augusto, con los principales eventos de su reinado (“monumentum ancyranum”). Ancira fue una ciudad cristiana (v. cristianismo) en tiempos remotos, y cuenta con muchos mártires; los más conocidos son el Obispo San Clemente, cuya memoria se conserva en una iglesia medieval, y el publicano San Teodoto. Desafortunadamente ni las Actas de Clemente ni las de Teodoto pueden reclamar el alto rango de documentos históricos. Luego de la persecución de Maximino (probablemente en 314) Ancira fue testigo de un importante concilio cuyos veinticinco cánones todavía existen. El metropolitano Marcelo de Ancira fue prominente en la controversia arriana (v. arrianismo), así como su sucesor Basilio (murió en 373). Entre los otros metropolitanos de Ancira merece especial mención Domiciano, quien tomó parte en las controversias origenistas (v. origenismo) durante el siglo VI.


Fuente: Pargoire, Jules. "Angora." The Catholic Encyclopedia. Vol. 1. New York: Robert Appleton Company, 1907. <http://www.newadvent.org/cathen/01513a.htm>. Transcrito por Michael Christensen. Traducido por Giovanni E. Reyes. Rev. y Corr. L H M.