Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Martes, 28 de marzo de 2017

Papa Juan II

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

La fecha del nacimiento de este Papa nos es desconocida. Era romano e hijo de Projectus; si no nació en la segunda región (Coelimontium), al menos había sido sacerdote de la Basílica de San Clemente en la ladera del Monte Coelius. Parece haber sido el primero en cambiar su nombre al ascender al papado (2 de enero de 533). La basílica de San Clemente aún conserva varios monumentos de “Johannes apellidado Mercurius”. Encontramos al Presbítero Mercurius en un fragmento de un antiguo copón y varias placas de mármol que rodean la schola cantorum, muestran, al estilo del siglo VI, el monograma de Johannes. En esta época la simonía en la elección de papas y obispos era muy común entre el clero y el laicado. Luego de la muerte de su predecesor, la sede estuvo vacante por más de dos meses y durante ese periodo, se traficó desvergonzadamente en las cosas sagradas. Incluso los vasos sagrados fueron puestos a la venta. El asunto fue llevado ante el Senado y ante la Corte Ariana Ostrogoda en Ravena. Como resultado, el último decreto (Senatus Consultum) conocido del Senado de Roma y el cual, hecho bajo Bonifacio II, fue dirigido contra la simonía en las elecciones papales y fue confirmado por el rey godo Atalarico. Él ordenó que fuera grabado en mármol y colocado en el atrio de San Pedro (533). Por una adición propia de Atalarico al decreto, se decidió que si una elección disputada era llevada ante los funcionarios godos en Ravena por el clero y el pueblo romanos, deberían pagarse 3000 sólidos a la corte. Dicha suma sería entregada a los pobres. El mismo Juan, sin embargo, siempre permaneció en buenos términos con Atalarico, quien dirigía a su tribunal todas las acciones contra el clero romano. Justiniano también mostró su Buena voluntad hacia la Sede de Roma en la persona de Juan. Le envió su profesión de fe y muchos regales valiosos. Algún tiempo antes de que Juan se convirtiera en Papa, el Oriente estaba agitado por la fórmula “Uno de la Trinidad ha sido crucificado”, la cual había sido propuesta como medio de reconciliar a varias sectas heréticas. Condenada por el Papa Hormisdas, la fórmula cayó en desuso. Revivida posteriormente, fue en cierto modo defendida por Justiniano y opuesta por los Acoemetæ, o monjes incansables. Pero fueron condenados por el papa, quien informó al emperador de su acto (24 de marzo de 534). Los crímenes de Contumeliosus, Obispo de Riez en la Provenza, ocasionaron que Juan ordenara a los obispos de las Galias que lo confinasen en un monasterio. Hasta que nombrara un nuevo obispo, decretó que el clero de Riez obedeciera al obispo de Arles. Doscientos diecisiete obispos reunidos en concilio en Cartago (535), enviaron a Juan II la pregunta de si los obispos que habían profesado el arrianismo deberían, al arrepentirse, mantener su rango o ser admitidos a la comunión laica. La respuesta a este asunto fue dada por Agapito, ya que Juan II murió el 8 de marzo de 535. Fue enterrado en San Pedro.

HORACE K. MANN Transcrito por S. Rohrbach Traducido por Antonio Hernández Baca