Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Lunes, 23 de octubre de 2017

Hermanas de la Adoración Perpetua

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

Quimper, Francia

Un Instituto de monjas devotas a la adoración perpetua del Santísimo Sacramento y a la educación de niños huérfanos fundado en Quimper (Brittany), por el Abbé François-Marie Langrez (nació en San Servan, el 20 de julio de 1787; murió en Quimper, el 10 de agosto de 1862). En los primeros años de juventud François-Marie había sido un aprendiz de fabricante de soga, pero comenzó a estudiar los clásicos a los 16 años y se ordenó sacerdote el 19 de diciembre de 1812. En diciembre de 1821, concibió la primera idea del trabajo que de lo que posteriormente fundó. Dos niñas pobres sin hogar cruzaron su camino, él las confió a Marguerite Le Maìtre, una sirvienta. Otros huérfanos fueron encontrados y albergados. En 1826, el hogar de Marguerite tenía un oratorio y fue provisto con un dormitorio que tenía 30 camas. Tres años más tarde ella recibió sus primeros colaboradores, y el 21 de noviembre de 1829 se abrió la primera Capilla del Instituto. En 1832, Mère Olympe de Moelien, en cuya familia Marguerite Le Maître había sido sirvienta, cuando ella comenzó su trabajo benéfico, entró en la pequeña sociedad, siendo nombrada Superiora, el 10 de marzo de 1833. El 20 de enero de 1835, Mère Olympe y sus compañeras se colocarán por primera vez el hábito religioso. En septiembre de 1835 el Abbé Langrez redactó una regla de vida tentativa. En marzo de 1836, las primeras monjas hicieron sus votos. El 27 de marzo de 1837 murió la Hermana Marguerite Le Maìtre.

La Adoración al Santísimo Sacramento, el cual comenzó en marzo de 1836, no se transformó en perpetuo, de la noche a la mañana, sino hasta 1843, 8 días después de la muerte de Mère Olympe, quién dejó una gran reputación para la sociedad. En esa época la comunidad contaba con 11 coros de hermanas, 4 postulantes y estaban encargadas de 70 niños. Mgr.Caravean, Obispo de Quimper, aprobó su regla en 1845. Un poco más tarde ellos fueron reconocidos por el Gobernador bajo el título de Hermanas de la Adoración Perpetua. El 10 de marzo de 1851, se fundó una casa en Recúbranse, transferida el 28 de octubre de 1856 a Coitar Hueven, cerca de Best. Ésta y la casa en Quimper son las únicas que practican la adoración perpetua. En 1882, el Instituto tenía 400 niños huérfanos y 128 religiosas. Desde su fundación ésta ha recibido 1754 niñas huérfanas, de las cuáles 1000 han abrazado la vida religiosa en diferentes congregaciones.


Fuente: Letellier, Arthur. "Sisters of the Perpetual Adoration." The Catholic Encyclopedia. Vol. 11. New York: Robert Appleton Company, 1911. <http://www.newadvent.org/cathen/11698b.htm>.

Traducido por Ana María Maturana.