Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Domingo, 22 de julio de 2018

Centurión

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

(Latín, Centurio; griego, kentyrion, ekatontarkos, ekatontarkys).

Oficial romano al mando de una centuria[1] o compañía, cuya fuerza variaba entre 50 a100 hombres; pero en la Vulgata y la Biblia de Douay el término se aplica también a un oficial del ejército hebreo. En los tiempos del Nuevo Testamento había sesenta centuriones en una legión, dos en el manípulo[2] y seis en la cohorte[3], los cuales no tenían todos el mismo rango. El centurión que dirigía la primera de las dos centurias que componían el manípulo tenía un grado mayor que el comandante de la segunda; el primer centurión del primer manípulo (triarii) de la cohorte era mayor que el primer centurión de la segunda (principes), y éste mayor que él que el centurión clasificado de la tercera (hastati), etc. También hubo prioridad de rango según el número de la cohorte. El centurión principal en la legión era el primipulus o primer centurión de la triarii de la primera cohorte. Él estaba a cargo del águila de la legión, ayudaba en los consejos de guerra, y en ausencia de un oficial superior, tomaba el mando de la legión. Las cohortes auxiliares tenían seis o diez centuriones de acuerdo a si consistía de 500 (cohortes quingenarue) o 1000 hombres (cohortes milliarics). Estos eran inferiores a los centuriones legionarios.

Los centuriones llevaban como insignia de su rango un garrote hecho de una rama de vid, con el que, en ocasiones, castigaban a sus hombres; de donde vitis (vid) se usaba para designar su rango de centurión. Por lo general no podían subir más alto que el rango de primipilus y, al expirar el término de su servicio se retiraban a la vida privada. Con la concesión de tierras que recibían y con lo que adquirían quedaban por lo general bien acomodados. El primipili a menudo se volvía lo suficientemente rico como para poder entrar a la orden ecuestre. Hay que señalar que el puesto de centurión, por regla general, no era ocupado por hombres de familia, aunque de vez en cuando un joven de rango que aspiraba a una carrera militar superior servía primero como centurión en una legión.

De los dos centuriones mencionados en los Evangelios, sólo uno era un oficial romano. El que le pidió a Nuestro Salvador que curara a su criado y cuya fe Jesucristo elogió vivamente (Mt. 8,5ss; Lc. 7,2 ss;) aunque era un gentil, pertenecía al ejército de Herodes Antipas, pues Cafarnaúm estaba en el territorio de este príncipe. El ejército del tetrarca probablemente estaba organizado a la manera de las tropas romanas auxiliares. El otro, que comandaba el destacamento de soldados en la Crucifixión (Mt. 27,54; Mc. 15,39.44; Lc. 23,47) era por supuesto un oficial de la cohorte imperial estacionada en Jerusalén (Hch. 21,31). En los Hechos se menciona por nombre a dos centuriones, Cornelio, centurión de "la banda italiana" o cohorte, el primer gentil admitido a la Iglesia (Hch. 10,1 ss.); y Julio, centurión de "la cohorte Augusta", que trajo a San Pablo a Roma (Hch. 27,1 etc.).

Se menciona a otros centuriones en relación con el arresto y traslado de los Apóstoles a Cesarea (Hch. 21,32; 22,25; 23,23). Dado que no había ninguna legión estacionada en Palestina antes de la época de Vespasiano, todos estos centuriones pertenecían a las cohortes auxiliares. Por esta razón, es poco probable que Cornelio o Julio fuese miembro de la familia patricia cuyo nombre llevaba; probablemente ambos fueron hijos de libertos. En cierto número de pasajes en el Antiguo Testamento, centuriones aparece en la Vulgata para sare me’oth ("capitanes de cientos"); una vez (1 Sam. 8,12) incluso para sare hamishshim ("capitanes de cincuenta"), aunque en este caso el acuerdo de Los Setenta con la Vulgata parecería demostrar que el texto hebreo es defectuoso. En varios de estos lugares, la Biblia de Douay tiene "centuriones", pero en los otros "capitanes", "capitanes de" o "sobre cientos"; en dos casos ( Ex. 18,21.25) "gobernantes de" o "sobre cientos". Los centuriones de Ex. 18,21.25, Núm.31,14, etc., Deut. 1,15 eran funcionarios civiles y militares.


NOTAS

[1] Centuria: En la milicia romana, compañía de cien hombres.

[2] Manípulo: Cada una de las 30 unidades tácticas en que se dividía la antigua legión romana.

[3] Cohorte: Unidad táctica del antiguo ejército romano que tuvo diversas composiciones.


Bibliografía: Smith, Dict. Gr. and Rom. Antiq. (Londres, 1901), I, 787, 790; Mommsen, Nomina et Gradus Centurionem, in Ephemer. Epigraph. (1879), 226-245; Mueller, Die Rangordnung und das Avancement d. Centurionem, in Philologus (1879), 126-149; Desjardins, in Melanges Graux (1884), 676-679; Marquardt, Rom. Staatsverwaltung (2da. ed., ) 430 ss.; Mommsen and Marquardt, Manuel des Antiqu. Rom. (París, 1891), XI, 65, ss.

Fuente: Bechtel, Florentine. "Centurion." The Catholic Encyclopedia. Vol. 3. New York: Robert Appleton Company, 1908. <http://www.newadvent.org/cathen/03535a.htm>.

Traducido por L H M.