Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Martes, 24 de octubre de 2017

Beato Angelico

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

Pintor famoso de la escuela Florentina, nacido cerca de Castello di Vicchio en la provincia de Mugello, Tuscany en 1387 y murió en Roma en 1455. Fue bautizado como Guido, y el apellido de su padre que era Pietro. Era conocido como Guido o Guidolino, di Pietro, pero su nombre completo hoy en día es el del “Bendito Fra Angelico Giovanni da Fiesole”. El y su supuesto hermano menor, Fra Benedetto da Fiesole, o da Mugello, se unieron a la orden de los Predicadores en 1407, ingresando al convento Dominico en Fiesole. Giovanni tenía veinte años de edad cuando ambos empezaron sus carreras artísticas como ilustradores de manuscritos, y Fra Benedetto que tenía considerable talento como iluminador y miniaturista ayudaba a su más célebre hermano en sus famosos frescos en el convento de San Marcos en Florencia. Fra Benedetto fue superior por algunos años en San Dominico en Fiesole hasta antes de su muerte en 1448.

Fra Angelico, que durante una residencia en Foligno quedó bajo la influencia de Giotto, pronto se graduó de la iluminación de misales y libros de coro a la destacable labor de pintor de imágenes religiosas, que glorificaron la original naturalidad de sus tipos con peculiar y piadoso misticismo. Estaba convencido que para retratar a Cristo, uno necesitaba ser como Cristo, y Vasari decía que él oraba antes de comenzar sus pinturas. Su equipamiento técnico era muy sutil, como lo debía ser para un artista con sus orígenes, su obra era más bien sutilmente seca y dura. Su espíritu sin embargo glorificaba sus pinturas. Sus figuras de santos nobles, sus hermosos ángeles, humanos pero solo en forma, aprendados con los matices del sol naciente y del atardecer, y sus supremamente serios santos y mártires están impregnados con la mayor sinceridad del sentimiento religioso.Su temprano entrenamiento en miniaturas e iluminación tuvo su influencia en sus más importantes obras, con sus túnicas bordadas en oro, sus decorativos arreglos y detalles, y sus colores puramente brillantes. No se conoce nada sobre los primeros estudios en el arte de Fra Angelico. Su pintura muestra la influencia de la escuela de Siennese, y se piensa que puede haber estudiado bajo Gherardo, Starnina o Lorenzo Monaco.

En la cuenta de la lucha por el trono pontificio entre Gregorio XII, Benedicto XIII y Alejandro V, siendo Fra Giovanni y su hermano partidarios del primero, tuvieron que abandonar Fiesole en 1409, tomando refugio en el convento de su orden, establecido en Foligno en Umbría. Cuando la Peste devasto ese lugar en 1414, los hermanos se fueron a Cortona, donde pasaron cuatro años y luego regresaron a Fiesole. Ahí Fra Angelico se quedo por dieciséis años. Fue invitado a Florencia para decorar el nuevo convento de San Marco que acababa de ser asignado a su orden y del que Cosmo de’ Medici era un generoso patrón. En Cortona se encuentran algunas de sus mejores obras. Fue en Florencia sin embargo donde pasó nueve años que pintó sus mejores obras. En 1445, el Papa Eugenio IV invitó a Fra Angelico a Roma y le dio Trabajo en el Vaticano, donde pintó para él y para su sucesor el Papa Nicolás V, los frescos de dos capillas. Aquel de la Capilla del Sacramento, en el Vaticano, fue destruido más adelante por Paul III. Eugenio IV le pidió que fuera a Orvieto para trabajar en la capilla de la Madonna de San Brizio en la catedral. Comenzó esta obra en 1447, pero no la terminó, regresando a Roma en el otoño de ese año. Muchos años después la capilla fue terminada por Luca Signorelli. Se dice que el Papa Eugenio le ofreció al pintor el puesto de Arzobispo de Florencia, al cual a través de su modestia y devoción a su arte, él declinó. En Roma, aparte de sus grandes pinturas en las capillas del Vaticano, él ejecutó algunas hermosas miniaturas para libros corales. Él está enterrado en Roma en la iglesia de Santa María sopra Minerva.

A lo largo de las treinta obras de Fra Angelico en los claustros y en la Sala Capitular del convento de San Marco en Florencia (que ha sido convertida en un museo nacional) es notable la famosa “Crucifixión”, con el Salvador entre los dos ladrones, rodeado por un grupo de veinte santos y con retratos en primer plano de diecisiete padres Dominicos abajo. Aquí se muestra la maestría del pintor representando en la cara de los monjes las emociones de los monjes por la contemplación de los misterios celestiales. En la galería de Uffizi están “ La Coronación de la Virgen”, “La Virgen y el Niño con los Santos”, “El Nombramiento de Juan Bautista”, “La Predicación de San Pedro”, “El Martirio de San Marcos” y “La Adoración de los Magos del Oriente”, mientras que los ejemplos en la academia de Florencia son “El Juicio Final”, “Paraíso”, “La Deposición de la Cruz”, “El Sepulcro”, escenas de la vida de San Cosmas y San Damián, y varios temas de la vida de Cristo. En Fiesole se encuentra la “Madonna y los Santos” y una “Crucifixión”. La Predella en Londres está en cinco compartimentos y muestra a Cristo con el Estandarte de la Resurrección rodeado por un coro de Angeles y una gran multitud de los benditos. También hay una “Adoración de los Magos del Oriente”. En Cortona aparece en el convento de San Domenico el fresco de “la Virgen y el Niño con cuatro evangelistas” y la pieza del altar con “La Virgen y el Niño con Santos”, y en el baptisterio la “Anunciación” con escenas de la vida de la Virgen y la “Vida de San Dominico”. En la galería de Turín los “Dos Angeles arrodillados en las nubes”, y en Roma, en el palacio de Corsini, “La Ascensión”, “El Juicio Final” y “Pentecostés”. En el Louvre en París están “La Coronación de la Virgen”, “La Crucifixión” y “El último Martirio de San Cosmas y San Damián”. Berlín tiene, en el museo, el “Juicio Final”, y Dublín, en la Galería Nacional, “El Martirio de San Cosmas y san Damián”. En Madrid está “la anunciación”, en Munich las “Escenas de la vida de San Damián y San Cosmas” y en San Petersburgo la “Madonna y los Santos”. La señora Jhon L. Gardner tiene en la galería de arte de su residencia de Boston una “Asunción”. Hay otras obras en Parma, Perugia y Pisa. En San Marco, Florencia; en adición a las obras ya mencionadas están la “Madonna della Stella”, “Coronación de la Virgen”, “Adoración de los Reyes Magos” y “San Pedro Mártir”. La Capilla de San Nicolás en el Vaticano en Roma contiene frescos de la “Vida de San Lorenzo y San Esteban”, “Los Cuatro Evangelistas” y “Los Maestros de la Iglesia”. En la galería del Vaticano están “San Nicolás de Bari” y la “Madonna y los Angeles”. El trabajo en Orvieto, terminado por Signorelli muestra a Cristo en “Una Gloria de Angeles con dieciséis santos y profetas”.

Diccionario de pintores y grabadores Bryan; Edgecombe-Haley, Fra Angelico.

AUGUSTUS VAN CLEEF Transcrito por Nicolette Ormsbee Traducido por Alonso Teullet