Herramientas personales
En la EC encontrarás artículos autorizados
sobre la fe católica
Sábado, 21 de octubre de 2017

Alessio

De Enciclopedia Católica

Saltar a: navegación, buscar

Lissus, Alexiensis)

Diócesis de la Turquía europea (actualmente Albania) sufragante de Stucari desde 1886. Es uno de los principales puertos marítimos de Albania, está ventajosamente situada cerca de la desembocadura del Drina, fue fundada por Dionisio de Siracusa y fue una bella e importante ciudad en tiempos de Diodorus Siculus. Ahora es conocida como LEZHË, Alise, Lesch, Eschenderari, o Mrtav.

Como todas las ciudades de Albania, cambió de amos con frecuencia en la Edad Media hasta que los venecianos tomaron posesión en 1386. Aun les pertenecía cuando murió Skanderbeg, pero al poco tiempo cayó en manos de los turcos. En 1501 los habitantes volvieron a estar bajo dominación veneciana pero en el año 1506 el Sultán Bajazet recuperó la ciudad después de haber sido evacuada y destruidas sus murallas. Hoy es una pobre y dispersa aldehuela de unos 2.000 habitantes, un tercio de los cuales es católico. En ella, sin embargo, los montañeses tienen un mercado semanal donde se hacen grandes transacciones.El Acrolissus o ciudadela es interesante por las muy bien conservadas cisternas romanas y los arcos medievales que aún se mantienen.

El primer Obispo conocido de Alessio es Valens, quien asistió al Concilio de Sárdica en el año 340. No destaca en la historia eclesial hasta el siglo sexto, donde es mencionada como una Sede en la correspondencia de San Gregorio el Grande (590-604). Desde finales del siglo XIV, cuando cayó bajo la dominación veneciana, tuvo nuevamente una serie de Obispos latinos.Antiguamente, Alessio tuvo cinco iglesias. La catedral se dedicó a San Nicolás y en tiempos custodió los restos mortales del patriota George Castriota, el inmortal Skanderbeg, que murió en 1467. La tradición local cuenta que cuando los turcos tomaron la ciudad abrieron su tumba e hicieron amuletos con sus huesos, creyendo que estos conferirían una bravura indómita a la que los llevaría. Transformada en mezquita, la catedral fue abandonada por los otomanos después de que tres derviches se suicidaran lanzándose desde una de sus torres. Otras dos iglesias dedicadas a San Jorge y a San Sebastián aun se mantienen como mezquitas. La población es mayoritariamente católica (unos 14.000) atendidos por quince sacerdotes seculares. El actual Obispo, elegido el 24 de mayo de 1870, es Monseñor Francis Malczyinski, un alumno de la Propaganda. Reside en Calmeti, a poca distancia de Alessio.En lo alto de unas montañas escarpadas, en la orilla oeste del Drina, orientadas a la ciudad, está la iglesia y convento de San Antonio de Pádua atendidos por monjes franciscanos, un último remanente de los treinta conventos que poseyeron en Albania. El lugar se dice que fue elegido por el propio santo y es muy venerado, especialmente por los montañeses de Scutari, al que hacen una peregrinación anual el día 13 de junio, y exhiben en dicha ocasión una asombrosa piedad. Los propios musulmanes respetan la iglesia y confían sus tesoros a los monjes siempre que tienen alguna razón para temer la rapacidad de sus pachás. Dentro de los límites diocesanos de Alessio está la quasi-episcopal abadía (abbatia nullius) de San Alejandro Orosci ó Orochi, la fortaleza en las montañas de los católicos Mirtitas de Albania, pequeño y bravo grupo. Desde 1888 goza de una jurisdicción independiente sobre estas gentes, guerreros y creyentes, quienes en 1894 obtuvieron de la Puerta (el gobierno del imperio otomano), a través de los buenos oficios de León XIII, jurisdicción civil para su abad, librándose, por tanto, del fastidioso protectorado de Austria. El abad tenía jurisdicción sobre unos 18.000 católicos, con 16 iglesias, 13 capillas, 11 sacerdotes seculares y 2 franciscanos. El actual abad, elegido en 1888, es Monseñor Primo Dochi, un alumno de la Propaganda

Farlati, Illyr. Sacr. (1817), VII, 384-394; Gams, Series episc. Eccl.cath. (1872), 392; Hecquard, La haute Albanie (Paris, 1859); Battandier, Ann. pont. cath. (1905), 322, sq.

ELISABETH CHRISTITCH Transcrito por William D. Neville Traducido por Alejo Leal